USO DE COOKIES

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideraremos que acepta su uso.

FORMENTERA: Arenas blancas, aguas transparentes con azules sorprendentes
Área Profesional

Gastronomía de Formentera

Más allá de su paradisiaco entorno natural, Formentera cuenta con una oferta muy variada para los amantes del buen yantar. Su plato típico es el 'peix sec’, un referente y reclamo gastronómico de la isla pitiusa.

Sus orígenes datan de antaño, de cuando los pescadores de Formentera secaban el pescado para conservarlo y así poder consumirlo durante todo el año. El 'peix sec' se hace normalmente con peces cartilaginosos, de piel fuerte y sin escamas, y los más habituales son la raya, la musola y el cazón.

Para preparar un ‘peix sec’ en condiciones, lo primero que hay que hacer es cortar el pescado limpio en filetes. Una vez fileteado se mete en salmuera de 30 a 60 minutos para dejarlo secar al sol cuatro días. Lo típico del ‘peix sec’ es colgar los filetes de ramas de las sabinas en formación. Cuando el pescado está seco se asa en el fuego, se desmenuza y se envasa con aceite de oliva. Este es el secreto para conservarlo durante meses.

El ‘peix sec’ es el ingrediente más común en los platos típicos de Formentera y posee una textura dura además de desprender un fuerte olor y sabor a mar.

Moonkoala. Imagen cedida por la Conselleria de Turisme de Formentera

En cuanto a la gastronomía de la isla, destacan los arroces, el pescado fresco, las carnes a la brasa y recetas tradicionales, entre las que sobresalen (además de la ensalada payesa con 'peix sec'), el 'frit de polp' (frito de pulpo), el sofrito payés con carne y patatas, los calamares en su tinta elaborados con butifarra y sobrasada, y el guiso de pescado con patatas.

El postre típico de la isla pitiusa es el 'Flaó', un pastel redondo elaborado con huevos y queso fresco. No debemos olvidar la 'greixonera', una especie de pudín con canela que nació para aprovechar los restos de las ensaimadas; y las 'orelletes', unas tortas de harina espolvoreadas con azúcar que se suelen comer y van ligadas a las grandes celebraciones.

El vino es el ‘tesoro' oculto de la isla, ya que posee una más que centenaria tradición viticultora. En Formentera cuentan con unas 80 hectáreas de viñedos y sus caldos son muy apreciados gracias a la antigüedad de sus cepas, las mismas que evitaron la epidemia de filoxera que arrasó la mayor parte de viñedos europeos en el siglo XIX. Los payeses tienen la costumbre de producir vino casero para consumo propio. Como peculiaridad, existen dos bodegas que elaboran vino para la venta: Terramoll en La Mola, y Cap de Barbaria en el pueblo que da nombre al faro del Cap de Barbaria.

Otros productos destacados de la gastronomía formenterense son la miel ‘es Morer’, que debe su excelente calidad a la flora de secano (romero o tomillo, según la época) y a la ausencia durante su elaboración de ingredientes químicos; los higos secos, que tienen un intenso sabor y son aromatizados con anís y laurel; el queso fresco de la isla elaborado a partir de leche de cabra y oveja; y el 'bescuit', que es un pan de horneado prolongado y consistencia similar al pan tostado que debe ser hidratado antes de su consumición.

La isla pitusa puede presumir de estrella michelín. En 2014, el restaurante Can Dani recibió este galardón otorgado por la prestigiosa guía, todo un referente gastronómico mundial. La cocina de la chef Ana Jiménez García cautivó a los exigentes críticos. Desde entonces, este establecimiento, que se levanta en el kilómetro 8,5 de la carretera de la Mola, se ha convertido en un referente de la gastronomía de Formentera con su propuesta sofisticada e inspirada por sus ingredientes de primera, tratados para ofrecer “una experiencia gastronómica sin reglas, sin tapujos, sincera, honesta y divertida”, según desvela Dani Serra en la web del restaurante.

RECETA DE LA ENSALADA PAYESA CON "PEIX SEC", el plato más típico de Formentera.

Ensalada payesa con Peix Sec

Ingredientes: tomate, cebolla, pimiento verde, pimiento rojo asado, patata hervida con piel, peix sec (pescado seco), aceite, sal, pimienta y el ‘bescuit’.

En primer lugar se pela la patata y se corta en taquitos junto el pimiento verde y la cebolla. Se introducen todos los ingredientes en un bol y se mezcla todo.

Luego añadimos el pimiento rojo asado y el Peix Sec desmigado.

Por otro lado, se rompe en trozos el ‘bescuit’; este producto al estar muy seco, se debe introducir en un trapo de cocina para poder pasarlo por debajo del grifo del agua para que coja un poco de humedad. Si no se dispone de ‘bescuit’, se puede prescindir. Se mezcla con el resto de ingredientes, se le añade sal y pimienta, y finalmente se echa el propio aceite del ‘peix sec’, de sabor algo fuerte, pero para ensalada es exquisito.